Compartir
Palomas de la comuna

Palomas de la comuna

Las palomas de la ciudad han venido para quedarse. En un balcòn de la calle Cabrera y Lavalleja, estas lindas aves urbanas, montan vigilia durante todo el dìa. Quizàs aguardando la dueña de casa les ofrezca su raciòn diaria. Ellas estàn allì sin moverse porque saben que, si se van, perderàn su oportunidad de alimenticia. Ellas se alimentan por la mañana y a toda hora pero, cuando cae la noche y buscan refugio.

Estos pájaros se mantienen en bandadas. Su hábitat natural son los acantilados costeros, no obstante, en zonas urbanas las palomas construyen sus nidos en lugares altos, como los rascacielos.

No obstante, en Buenos Aires, estos peculiares animalitos utilizan mùltiples cùpulas para hacer sus nidos y, en lo posible viven, en algùn lugar donde alguien les provea su raciòn.

Buenos Aires tambièn posee plazas llenas de palomas y no sòlo estàn el el Congreso. Palermo resurge a pura ecologìa con vida pura

Su peso promedio es de 260 gramos, su longitud de 33 centímetros, y su longevidad de seis años.

Estos animales se alimentan usualmente de granos, frutas y semillas. Es fácil verlos en sitios abiertos buscando este tipo de comida. Gracias a sus picos blandos y pequeños, pueden morder los granos en el suelo de forma sencilla.

Las palomas que se alimentan de gramos necesitan consumir una gran cantidad de agua. De hecho, algunas especies pueden ingerir hasta el 15 por ciento de su peso cada día. Para beberla, sumergen el pico y la absorben, lo cual les da la ventaja de poder tomarla de forma más rápida en los depósitos al aire libre.

Además, se ha vuelto una cultura que los seres humanos le aporten otros comestibles como por ejemplo, migas de pan.

Las palomas son muy conocidas por tener un excelente sentido de la orientación, y por ser una de las aves que más rápido puede volar, logrando alcanzar hasta

Foto: Foro de Baires

56 kilómetros por hora (km/h). Como dato adicional, tienen un grandioso sentido de la vista.

Comportamiento del cortejo y jerga de estas aves

Las palomas muestran comportamientos de cortejo durante todo el año. Pero es a finales del invierno y durante la primavera cuando este comportamiento se ve acentuado. Cuando se establece la pareja, ésta es para toda la vida.

El comportamiento de cortejo se puede describir separándolos en varias fases:

– Reverencia (Bowing)
Un macho hincha las plumas de su cuello, inclina la cabeza y da vueltas en círculos.

– Arrullo (Cooing)
Típico sonido que emiten las palomas.

– Baile (Waltzing)
El macho empieza a dar vueltas alrededor de la hembra mientras arrulla.
– Arrastre de la cola (Tail-dragging)
El macho despliega la cola y arrastrándola al mismo tiempo corre detrás de la hembra.

– Asedio (Charging)
La paloma macho corre cercanamente detrás de la hembra.

– Besuqueo
La hembra pone su pico dentro del pico del macho.

– Apareamiento
Por último el macho se posa sobre una hembra al aparearse.

– De forma ocasional puede ocurrir el aplauso en el que el macho Después del apareamiento, puede hacer un vuelo a manera de ostentación. En esta ostentación, él “aplaude” con sus alas dos veces.

Dejar un Comentario