Compartir
Chonino,  un perro policía que pasó a la historia

Chonino, un perro policía que pasó a la historia

Créditos: Google

Por Luis Lorenzo.”El perro, es el mejor amigo del hombre”, reza el dicho. Sí. Ellos nos acompañan en cada rincón de la casa, se alegran cuando lo sacamos a pasear, se ponen tristes cuando lo lastimamos, y hasta incluso, perciben cuando un ser querido dejan de existir en cuerpo presente, y se quedan a su lado hasta el último día.

En este oportunidad, “Foro de Baires“, te cuenta la historia del “Día Nacional del Perro“. Cómo se formó, quién dispuso ese día, y quién es el protagonista de ésta historia, una historia, que conmoverá a más de uno y más de uno, amará a su perro.

Chonino, era un perro de la raza Ovejero Alemán. Nació el 4 de abril de 1975 en Buenos Aires. En diciembre de 1977, ingresó como integrante canino de la Policía Federal Argentina, instruido como perro de seguridad. Luego de su instrucción, fué designaado como “perro de presa”, es decir en la jerga policial, un perro apto para arriesgar su vida y proteger los bienes materiales, como de vidas humanas.

Su primer servicio operativo, se produjo el 1° de junio de 1978, cuando la entonces República Federal de Alemania y Polonia, inauguraban futbolísticamente el Mundial en nuestro país. A partir de allí, es destinado a la Comisaría 45° en el barrio de Villa Devoto.

Si bien es un pequeño resumen sobre poca trayectoria del animal, es aquí donde empieza a gestarse su historia.

Corría el jueves 2 de junio de 1983. Eran cerca de las 20 horas, cuando Chonino y su guía, el agente Jorge Eduardo Ianni; y el agente Luis Sibert, patrullaban a pie en la intersección de las Avenidas Lastra y General Paz. En ese momento, los policías observan a dos personas en “actitud sospechosa”, mientras intentan abrir un automóvil con fines delictivos. Los agentes sin dudarlo, imparten la voz de “alto”, cuando los malvivientes sacan de sus ropas sus armas, y comienzan a disparar a los policías.

Ianni y Sibert, caen heridos de gravedad. Sin embargo Chonino, resulta ileso, pero al ser un perro de ataque, repele la agresión.

Créditos: Google

Es ahí que el can policial, logra reducir a uno de los delincuentes, mientras se daban a la fuga. imposibilitando de que siguiera con la agresión. Cómo se dice, un delincuente no tiene ni alma, ni corazón, y ataca a quien se le cruce en su camino. ¿A un perro también?. La respuesta es sí. El malviviente que estaba reducido bravíamente por Chonino, recurre a su cómplce con palabras frías e indiferentes.

_¡Dale… Sacámelo de encima a ese perro…! -y el otro malviviente obedeció.

Un frío disparo cruel y cobarde, atravesó el alma y el corazón de Chonino, mientras observaba cómo los delincuentes huían en dirección a provincia.

El can muy mal herido, buscaba con su mirada triste y cansada, hacia donde estaba su guía ya herido de muerte. El acto conmovedor de amor y sentimiento de un animal, es lo más enternecedor que un perro puede hacer.

Chonino, en su última reacción, puso su ocico y lameaba las heridas de su guía. Luego y sin fuerzas, caía desplomado sobre el pecho de su leal amigo, y allí el nacimiento de la epopeya.

“Chonino. PERRO POLICÍA CAÍDO EN CUMPLIMIENTO DEL DEBER”.

Créditos: Google

Minutos después, varios patrulleros de la Comisaría 45°, llegaron al lugar. Lo primero, trasldaron a los agentes al Hospital Policial “Churruca-Visca”. Sibert, logró sobrevivir. Ianni, no corrió la misma suerte.

Mientras tanto, en el lugar del hecho, los efectivos que realizaban las pericias, descubrieron algo que tenía guardado Chonino. Cuando abrieron la boca del can, comprobaron que tenía la documentación de uno de los delincuentes. Éste hecho, trajo posteriormente en un operativo conjunto entre las Policías Federal y de la Provincia de Buenos Aires, lograran dar con ambos y ponerlos a disposición de la justicia. Actualmente, siguen cumpliendo su condena.

A partir de éste suceso, Chonino, fué condecorado con honores entre los altos jefes policiales de la época- Pero no terminaría allí.

1- Dentro del predio del Cuerpo Policía Montada, se descubrió una estátua de bronce con su figura y su grán hazaña.
2- En el área comprendida de la Calle Salguero, dentro de la División Perros, División Tiro, la Avenida Carlos Casares, y frente a jurisdicción ferroviaria, esa calle lleva su nombre.
3- A partir del año 1996 y a pedido de la escritora y periodista Cora Cané y de sus lectores, se instituya que todos los 2 de junio, se conmemore en todo el país, el Día Nacional del Perro en honor al perro policía.
4- Todos los 2 de junio la Jefatura de la Policía Federal Argentina y los Jefes de la División Perros, rinde homenaje a Chonino y todos los perros de la institución.
5- Los restos óseos de Chonino, se puede visualizar en el Museo de la Policía Federal en la calle San Martín 353, 7° piso. Además cuenta el resumen de la epopeya del animal.
6- Desde 1998, el Comisario Jorge Depresbitero, anunció la inauguración de la Pista de Adiestramiento de Canes "Chonino".

“El perro es el mejor amigo del hombre”. Esta historia, así lo demuestra.

Dejar un Comentario